LA TELEMEDICINA: OPORTUNIDAD VALIOSA PARA CONTINUAR AYUDANDO A MIS PACIENTES

por | Sep 16, 2020 | Actualidad, comunidad médica, Comunidad SD, Modernidad, Telemedicina | 0 Comentarios

La nueva normalidad de la medicina, nacida hace más de 50 años en EE.UU., ya se encuentra disponible en nuestro país para todos los peruanos gracias a Smart Doctor, que junto a sus especialistas ha optimizando la calidad de los servicios de atención de la salud. Hoy el Dr. Miyahira nos relata su experiencia en Telemedicina.

Pese a que en el 2003 se dan los primeros esbozos de la telesalud en el Perú, no es sino hasta el 10 de mayo del 2020, y en medio de una pandemia que azota a todo el mundo, que se da el Decreto Legislativo 1490, el cual autoriza que los médicos puedan ejercer la Telemedicina, garantizando uno de los principales derechos de la población – el acceso a la salud – mediante teleconsultas.

El Dr. Miguel Miyahira (80), médico cirujano especialista en Gastroenterología por la Universidad Peruana Cayetano Heredia, con vasta experiencia en salud pública y privada, y miembro de Smart Doctor, nos cuenta su proceso de aprendizaje y posterior experiencia junto a sus pacientes en el ejercicio de la Telemedicina a través de nuestra plataforma.

1. Antes de la pandemia ¿Qué sabía de la Telemedicina?

“Había escuchado en los congresos y conferencias que había un acápite donde mencionaban a la Telemedicina a nivel internacional. Es la única vez que tuve contacto con ella. Hasta que un día navegando en Facebook vi la cantidad gente que la conocía.”

2. ¿Qué lo motivó a conocer y practicar la Telemedicina?

“Mi motivación surge a raíz de que necesitaba emplear mi tiempo y no dejar de atender a mis pacientes (a causa del virus). Así ha sido toda mi vida profesional y vi la oportunidad de quemar el último cartucho haciendo Telemedicina, ya que no tenía otra posibilidad, por el momento, de poder comunicarme con ellos.”

3. ¿Qué requirió para aprender a aplicar la Telemedicina?

“Necesité sobre todo el apoyo de mi familia, mi esposa me ha apoyado bastante. Me tomó casi 3 meses de aprendizaje para recién lanzarme al ruedo. Mucha perseverancia y aprovechar todos los recursos que nos da la tecnología.”

4. ¿Cómo eran sus consultas antes de la pandemia y Telemedicina?

“La verdad es que yo era un acérrimo convencido de que la práctica de la medicina tenía que comprender todas las fases antes de llegar al diagnóstico: la anamnesis (considerando los antecedentes), los síntomas principales de la enfermedad y el examen clínico o físico. Para mí era crucial tener esos elementos para llegar a un buen diagnóstico.”

5. ¿Qué estrategias usa para sus Teleconsultas?

“Lo que trato es de dar siempre el primer paso yo, aunque a veces el paciente no me lo permite, pero con mucha paciencia buscar la manera, tener la palabra mágica con la cual uno pueda acercarse al paciente y sacarle los datos que interesan, explorando las molestias que el paciente ha manifestado antes de ingresar a la teleconsulta conmigo. Elaborar un plan de trabajo corto, el interrogatorio y recordar lo que aprendimos al comenzar en medicina: la semiología. Todos los dolores tienen características diferentes dependiendo de cada órgano, entonces dependiendo de la característica que da el paciente y de si se le sabe sacar el dato, se detectará dónde está la molestia. Yo le digo al paciente: Un dolor de estómago lo puede ocasionad nada, una gastritis, úlcera y también la puede dar el cáncer, ¿Cuál de ellos puede ser? Hay que ponernos a buscar y usted me lo va a describir. Realizar una buena anamnesis o interrogatorio, haber conversado sobre los principales síntomas, facilita saber qué examen se le va a pedir (de laboratorio o imagenológico) y con un mínimo de exámenes podemos acercarnos a diagnóstico y emprender un tratamiento adecuado a la enfermedad de los pacientes.”

6. ¿Qué ventajas encuentra en la Telemedicina?

“Incontables. La comodidad para el paciente y para el médico, todo es desde casa, existe un ahorro de tiempo y dinero (en movilidad). Para el paciente es suficiente con agendar una consulta para una fecha y hora determinada, sabiendo que la atención es en hora exactamente porque no hay tiempo de espera al no existir las salas de espera. Puede incluso programar permisos en su trabajo donde le permitan media hora o una hora para acceder a una teleconsulta. Nos brinda también la posibilidad, en esta época de pandemia, de ofrecer una consulta totalmente libre de riesgo de contagio. No me cansaré nunca de invitar a médicos y pacientes a usar este medio, que considero que ha llegado para quedarse.”

¿Necesitas ayuda profesional? Recuerda que en Smart Doctor puedes encontrar al Dr. Miyahira y más especialistas prestos a ayudarte.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscríbete

Suscríbete a nuestra lista de correos y obtén acceso a información importante de salud y actualizaciones de Smart Doctor en tu bandeja de entrada.

Gracias por suscribirse.

Algo salió mal.

Descarga nuestra app y realiza tu primera teleconsulta

Got it!
X